sabes que..

que a veces sientes que no todo estaba mal, aunque dijeras que sí;

que lo mío se arreglaba con un buen polvo, pero no era yo quien más lo necesitaba,

ni yo quien tiene recurrencias, quien divaga sin rumbo fijo,

quien no sabía lo que quería y, en cambio tú, dando lecciones;

la vida no sé si da a cada uno lo que se merece, porque la vida no es justa,

ojalá no pudiera sentir tu dolor, a un millón de km de acá,

pero nací para ser madre, enfermera, chacha, gallina clueca, psicóloga,

en estos momentos preferería ser poco más que ameba